+Tecnología

LIFESTYLE: Ver tantas series, ¿nos está haciendo olvidar otras cosas?

Por este lado estamos viendo 4 series a la vez. ¿Mucho, poco? En realidad “viendo” es una forma de decir porque los tiempos del trabajo, los hijos y demás hacen que los capítulos se vean una vez cada tanto y las historias se alargan, se alargan y se alargan. Entonces, va la primera pregunta: ¿vemos series o seguimos series?

Pero, ¿qué pasa si además de ver tantas series a la vez y no terminar ninguna, por hacer eso nos perdemos de otras actividades como leer un libro, hacer una salida, ir al teatro e inclusive ver una película… en la misma plataforma en la que vemos las series?

Bueno, excusas tenés de sobra: con lo que trabajas y el trajin del día, si te pusieras a ver una película de dos horas probablemente no llegarías ni a la mitad.

Por otro lado, es cierto que leer un libro no es lo mismo que ver una serie, porque leer un libro implica meterse en un mundo de fantasía en el que hay que estar predispuesto y atento para dejarse sorprender. Por el contrario, la serie –inclusive la más atrapante, “seria” y desafiante- nos transporta a “la caja boba”, a una atención pasiva que no nos demanda demasiado. El tiempo pasa más rápido, y más fácil.

Además, si no vemos series… ¿de qué hablamos con nuestros amigos y familiares? Está bien, el planteo es un poco extremo pero, ¿no hay algo de cierto en esta afirmación?

Pero digamos algo a favor: las series son cultura, y también es cierto que generan una democratización que a la larga es positiva porque fenómenos populares como la seriefilia facilitan nuevas vías de conversación, de debate y de peleas.

Por eso en realidad lo que esta nota plantea no es demonizar las series sino más bien plantearnos hasta donde no estamos utilizando las series como excusa o para no hacer otra cosa.

De hecho, ¿cuántas parejas disimulan esos últimos meses previos a la ruptura entre series y fines de semana de nesting?, o ¿cuántas veces has postergado el trabajo de ese proyecto personal “por un capítulo más”?

Lo cierto es que las series llegaron para quedarse y para satisfacer una demanda que no sabíamos que teníamos: la de tener emociones que duran 30 – 40 o 50 minutos y que puedan renovarse cuántas veces quieras… o cuántas temporadas tenga la serie en cuestión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Seguinos en Instagram

Notas relacionadas

Nosotros

Life+ es un sitio web dedicado a lo que más nos apasiona: comunicar, difundir y dar noticias. Y lo hicimos porque creemos que un estilo de vida más saludable -con un público más informado que lo lleve adelante- es posible. ¡Por y para eso trabajamos todos los días!

Enterate +