Salud

LIFESTYLE: ¿rosa es de nena, azul es de varón?

Las “barreras” y diferencias entre géneros se terminaron hace tiempo en muchos países del mundo, y en el nuestro cada vez son más los pasos que se dan en ese sentido.

De hecho, la ropa ya no es necesariamente “para mujer” y “para hombre” (inclusive hay un “boom” por lo oversize y por la imagen de mujeres utilizando atuendos típicamente relacionados a los hombres), y lo mismo ocurre con los cortes de pelo.

En este sentido, y teniendo en cuenta que en poco tiempo es el día del niño (en Argentina se celebra el domingo 19 de agosto), hablamos con la Lic. Laura Weisvein, directora de Giro Didáctico y Compañía de Juguetes para saber cómo es hoy en día planificar un negocio dedicado a los más chicos.

“Nenas jugando a las carreras con autos o a la pelota con sus amigos; varones que desean limpiar la casa, jugar a cocinar o cuidar un bebé son imágenes que ya deberían ser naturales porque el siglo XXI avanza modificando algunos estereotipos que alejan a los niños y niñas de sus verdaderos intereses y que limitan las oportunidades de desarrollo. Hoy esos límites tan rígidos se están borrando y surgen los espacio donde niñas y niños juegan con juguetes diversos más allá de su género”, expresó la especialista.

Tal es así que recientemente una conocida cadena de supermercados tuvo que retirar su promoción para el día del niño porque había elegido utilizar dos imágenes por demás estereotipadas: mientras los niños posaban en autos y el slogan rezaba “con C de campeón”, las niñas hacían lo propio en la cocina bajo el lema “con C de cocinera”.

“La búsqueda de equilibrio entre géneros hace que los juegos y los juguetes también están dejando de ser exclusivos para un sexo. Por ende, si un niño no juega con una muñeca o una niña no usa herramientas para construir, seguramente es porque a nadie se le ocurrió ofrecérselos para jugar. Además, muchos padres tienen temor a esos juegos y reprimen esta posibilidad que solo apunta a reflejar lo que los chicos observan y viven cotidianamente y desean reproducir y elaborar a través del juego”, agregó Weisvein.

Más bien habría que pensar que estos juguetes y juegos los enriquecen en un mundo en el que hombres y mujeres trabajan, cocinan, cuidan a sus hijos, planchan y lavan, de la misma manera y por igual.

“En definitiva, los juguetes no son para niños o para niñas: son para jugar. En Giro Didáctico nos olvidamos de los estereotipos y proponemos que los chicos jueguen con los juguetes que prefieran sin distinciones. Buscamos a través de nuestras propuestas que la expresión y la creatividad fluyan permitiendo así elegir en libertad el color, el modelo y el juego al que los niños quieran jugar, ofreciéndoles propuestas que no encasillen en azul para varón y rosa para nena”, sumó.

Entonces, ¿por qué no? Los varones a cocinar, a cuidar bebés, a limpiar o jugar al Ula Ula  y las nenas a la carpintería, a la estación de servicio, a dirigir el tráfico o a construir.

El mundo no se divide en rosa y azul. Jugar es un derecho, una fuente de riqueza y una actividad universal que trasciende categorías de género. Acompañar a esta generación para un desarrollo más abierto, inclusivo y respetuoso desde la diversidad es fundamental.

2 opiniones en “LIFESTYLE: ¿rosa es de nena, azul es de varón?”

  1. Me desilosiona que está cadena de productos se esté ideologizando con la terrible y maligna ideología de género. No volveré a comprar hasta que no se comprometan a presentar otro mensaje.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Seguinos en Instagram

Notas relacionadas

Nosotros

Life+ es un sitio web dedicado a lo que más nos apasiona: comunicar, difundir y dar noticias. Y lo hicimos porque creemos que un estilo de vida más saludable -con un público más informado que lo lleve adelante- es posible. ¡Por y para eso trabajamos todos los días!

Enterate +