Salud

Por la salud de las mujeres

Hace algunos años desde las principales instituciones médicas relacionadas con la salud cardiovascular de nuestro país comenzó a gestarse la idea de que las mujeres debíamos empezar a cuidar más nuestro corazón.

Y el fundamento es que por lo general somos nosotras las que “estamos detrás” de la salud de los otros miembros de la familia (niños, maridos, padres), pero descuidamos nuestros propios problemas.

A partir de ahí la realidad empezó a cambiar y las mujeres empezamos a “cuidarnos más”; aunque en vísperas del Día Internacional por la Salud de las Mujeres, es mucho lo que queda por hacer.

¿Por qué? fundamentalmente porque debemos tener en cuenta que si bien vivimos más –en comparación con los hombres, por supuesto- también es cierto que la mujer es víctima de patologías potencialmente mortales, pero además atraviesa la gestación y el nacimiento, con las particularidades que eso implica, y el riesgo que genera.

Entre las patologías más frecuentes en el sexo femenino se cuentan el cáncer de mama –que cuenta con una herramienta clave de detección como es la mamografía- y el cáncer cervical, que actualmente puede prevenirse gracias a la vacuna contra el HPV.

También es muy frecuente encontrar mujeres con diabetes, enfermedad que deriva en problemas del corazón, el cerebro, los ojos, los pies, los riñones, los nervios y otras partes del cuerpo; la osteoporosis que es el tipo más común de enfermedad ósea; y finalmente la enfermedad cerebrovascular que cuenta entre sus factores de riesgo el colesterol elevado, la hipertensión arterial, el tabaquismo, el sedentarismo y la obesidad.

Respecto a cuáles son los chequeos necesarios para mantener una buena salud, hay algunos que son imprescindibles. Entre éstos se cuentan:

*Consulta ginecológica anual, en el marco de la cual se indicará la realización de un PAP y una colposcopía, así como también una ecografía transvaginal.

*Ecografía mamaria, y en caso de tener más de 40 años o antecedentes familiares (en ese caso la edad baja), mamografía.

*Análisis de sangre de rutina.

Luego hay otras consultas que también son muy importantes como la consulta oftalmológica y odontológica; del mismo modo que hay vacunas que es fundamental tener puestas como la de la hepatitis, el tétanos y la gripe en caso que se integre algún grupo de riesgo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Seguinos en Instagram

Notas relacionadas

Nosotros

Life+ es un sitio web dedicado a lo que más nos apasiona: comunicar, difundir y dar noticias. Y lo hicimos porque creemos que un estilo de vida más saludable -con un público más informado que lo lleve adelante- es posible. ¡Por y para eso trabajamos todos los días!

Enterate +